LAS TRES POSTURAS A 500 AÑOS DE LA REFORMA PROTESTANTE

el
LAS TRES POSTURAS A 500 AÑOS DE LA REFORMA PROTESTANTE
 
 
La Iglesia en el mundo parece estar experimentando un “cambio climático”. Las Posturas teológicas están cambiando, y la despolarización de la información, aunado a las nuevas corrientes de pensamiento están permitiendo la crítica y el contraste de ideas, fomentando la cultura del debate, que aunque muy rudimentario aun, permite poner en la mesa aquellos temas tabú y polémicos que rara vez son tocados por el grueso de nuestros hermanos. Las afiliaciones de la Iglesia están realineándose de maneras sorprendentes. Algunos cristianos reformados por ejemplo, parecen estar sintiendo un deseo nuevamente a considerar a los padres de la iglesia y la eucaristía, que no es otra cosa, más que la Teología de Mercersburg, del alto calvinismo, y ahí están jóvenes eruditos como W. Brad Littlejohn, y Jonathan Bonomo.
 
La Federación Mundial Luterana por su parte y el consejo pontificio para la promoción de la unidad cristiana, han llegado a acuerdos sinceros que promueven el amor y la comunión conciliar, que permite el dialogo, y que pone sobre la mesa a la mayoría de expresiones cristianas del mundo para dialogar. NT Wright ha abierto el debate del lado anglicano, como lo ha abierto Francisco y su novedoso pensamiento en el lado católico. Nadie puede negar que la iglesia se está moviendo.
 
Por otro lado, una generación naciente de jóvenes evangélicos está redescubriendo la liturgia, los credos, la tradición, y el valor de la historia. Alineando a alguien como Atanasio al lado de William Craig, un volumen o dos de Gregorio de Nisa al lado de los escritos de Bonhoffer. Leyendo a Wesley, y a Kempis, a Aquino y a Lutero. Cada vez hay más cristianos explorando las laderas del cristianismo, la iglesia primitiva, la patrística, el misticismo, el monacato, las iglesias históricas, los padres del desierto, los movimientos de santidad etc. El inescrutable y quizá universalista Rob Bell, ha hablado favorablemente de la tradición. Tenemos a Jesús adrian romero introduciendo el “Chanting” en sus servicios, y al reconocido líder juvenil Mike King diciendo en sus conferencias a los jóvenes, que oren con la “lectio divina”.
 
Mi intención con este post, no es que descartes tu protestantismo, sino que lo conozcas. Tampoco es una invitación a la ortodoxia o al catolicismo, sino a que valores las diferentes expresiones cristianas en el mundo. Y Por supuesto, una invitación a que veas la “Reforma” en el sentido más objetivo posible, porque esto ayudara a seguir aquel lema “Ecclesia reformata semper reformanda secundum Verbum Dei”
 
 
LAS TRES POSTURAS
 
EL IDEALISTA:
En el tema de la Reforma Protestante, tenemos a aquella persona que ha idealizado el evento, lo considera el inicio del cristianismo. Para él, la Reforma es el retorno del Espíritu, una efusion de vida a la Iglesia, un retorno a través de Martin Lutero, para arrancarle al papado romano las escrituras y ponerlas en manos del pueblo. La Reforma es luz, en medio de las tinieblas, es bondad en medio de la crueldad, es verdad en medio de la mentira, es Dios destruyendo a Satanás a través del monje agustino. Antes de Lutero, todos estuvieron errados, excepto un minúsculo grupo de personas, y después de Lutero, quien no congenie con la Reforma, no puede ser cristiano. La Reforma representa el clímax de una lucha donde los grandes héroes dieron su vida para que la Iglesia del Señor fuese libre de la esclavitud. Lutero es modernidad, es critica y es incomodidad, pero es despues de Cristo y Pablo a quien mas debemos estar agradecidos.
 
¿CUAL ES EL PROBLEMA CON ESTA POSTURA?
1. Se ha diseminado la idea, como muchas otras, de que Roma no permitía la lectura de la Biblia, que fue Lutero quien acerco la Biblia al pueblo al idioma del pueblo. Pues bien, esto es falso; en las diversas bibliotecas de las escuelas, universidades y monasterios de la Edad Media, existían Biblias de varias ediciones, ya que era la base de la enseñanza teológica y elemento esencial de la predicación y de la liturgia. Son testimonios de esta actividad bíblica los más de 8.000 antiguos manuscritos que se han conservado de la “Vulgata” latina, y entre el período de 1450 a 1522 se imprimió más de 160 veces la denominada “Biblia pauperum”, era como el catecismo de las personas menos ilustradas.
 
Respecto a las publicaciones de Biblias a la lengua alemana, hay que poner de relieve, que mucho antes de que saliera publicada la Biblia de Lutero, ya habían sido catalogadas no menos de 18 traducciones; 14 traducidas al alto alemán y 4 al bajo alemán. De ellas se puede destacar la traducción completa que se hizo de la Biblia en el S. XIV en Baviera, cuya publicación tuvo tan buena acogida, que el impresor Joan Mentelin la hizo estampar en más de 13 ocasiones, convirtiéndola en una especie de “Vulgata” alemana. Se podría añadir en este balance, las numerosas ediciones parciales de salterios, epistolarios y evangeliarios, muchos de ellos traducidos a diferentes lenguas vernáculas. Uno de los múltiples poemas populares existentes en la Alemania del S XV, titulado “La nave de los locos”, se refería en uno de sus versos, a este dinamismo bíblico: “Todos los países están en la actualidad llenos de las Sagradas Escrituras, y de aquellas cosas que afectan a la salud de las almas”. La Iglesia romana estaba preocupada de la INTERPRETACION no de la difusión de las Escrituras. Y esta preocupación, manifestó también Martin, al decir cómo se había vuelto arrogante el campesino y el iletrado al querer enseñarle a él, las Escrituras. Pero la razón principal del porque las Escrituras no formaban parte natural de la vida de los cristianos, es porque las Biblias ERAN COPIADAS A MANO, y era un empresa tan laboriosa, que era imposible sortearla a un macro nivel. De ahí, que no figuraba dentro de las cosas consideradas accesibles al vulgo. La Imprenta, y no Lutero, fue quien puso las Biblias en manos del Pueblo.
 
Enseñar que la Reforma es el inicio del cristianismo puro, es demeritar la obra del Espíritu en la Iglesia, que bajo la promesa de Cristo, nunca nos abandonaría. Es desconectar a generaciones enteras de su legado histórico, del cual el Siglo XVI es apenas una pequeña fracción. Es redefinir el rumbo de la Iglesia omitiendo el valor de la patrística, la escolástica, los concilios ecuménicos, y promoviendo un sectarismo que desconoce las diferentes expresiones de fe cristianas en el mundo.
 
 
EL RADICAL
 
El segundo, es aquella persona que utiliza el término “protestante” en su sentido más llano, es decir “anti católico”. Para él, solo existen dos expresiones de fe cristianas en el mundo. El protestante y el católico, y si no eres protestante eres católico. Es aquí donde él dice: Dios bendiga a Lutero, aunque siguió siendo católico y no se pudo limpiar totalmente de sus errores, no debemos seguir lo que él creía”. Esto sucede porque han hecho esta dicotomía del cristianismo, en donde todo aquello que tenga algún tinte “romano” debe ser descartado. Fundamentalismo en su estado más puro. Para estas personas el catolicismo romano es lo más vil que puede existir, y han desarrollado tal animadversión hacia los credos, los símbolos, la liturgia, la tradición, los iconos, por la simple y sencilla razón de que consideran todo esto “Católico”. Es aquí donde ellos agradecen el no ser católicos, y dan razón a la Reforma, y es en este sentido donde ellos agradecen ser “protestantes”. Para estas personas, Lutero es bueno y es malo a la vez, Es bueno porque los libero de Roma, pero es malo, porque es católico. Lutero es como el burro de carga que los llevo del punto A. al punto B.
 
 
 
¿CUAL ES EL PROBLEMA CON ESTA POSTURA?
 
1.Los evangélicos son los vástagos de los protestantes conservadores que perdieron las guerras confesionales a principios del siglo XX. cuando la modernidad y la posmodernidad, hicieron que las lineas mas conservadoras se abrieran paso para no terminar cerrando sus iglesias, lo cual incluyo hacer cambios en su practica, que permitieron seguir teniendo un leve respiro, pero perdiendo la esencia que los distinguia. Ahora han quedado los hijos de los protestantes enfrentandose al inicio del llamado “posmodernismo” y vemos que ya esta teniendo sus consecuencias, dejando solo un puñado de iglesias en el cual refugiarse, seminarios en los cuales confiar, y una raquitica y nula identidad que sigue dando batalla, y que consiste basicamente en el enfasis de la vida devocional, de santidad y avivamiento.
 
Mi pesimismo se basa en lo que llamo por defecto “caos genetico del protestantismo”. (que puedes leer en mi blog EdgarPacheco.com ) que no es mas que el abandono de la Tradicion como medio hermeneutico para mantener la unidad y por tanto la identidad. A falta de una base estable como la Tradición, se da lugar a múltiples lecturas de la Escritura. Esto da una teología “protestante” tan variada que ha tenido como reultado el surgimiento de miles de denominaciones al dia de hoy. Lo cual en si mismo nos muestra la incoherencia teológica.
 
Las implicaciones para el futuro del “protestantismo Radical” son preocupantes.ya que sigue cada dia mutando y adaptandose a la sociedad post-moderna Americana /Occidental, mientras queda cada vez mas ajena a su herencia de la Reforma.
 
2. El catolicismo romano forma parte de la Iglesia universal, con todo y su deficiencias (como las tiene cualquier otro movimiento) tiene aquellas doctrinas fundamentales que todo cristiano debe creer y compartimos con ellos, sacramentos, concilios, tradiciones, enseñanzas, y teólogos. Los que no logran distinguir esto, pronto sustituirán todo lo “romano” por prácticas, creencias, y pensamientos totalmente heterodoxos, en su afán por supuesto de separarse de roma. Esto, ha hecho, que estas facciones ampliamente radicales, cayeran de una manera sumamente fácil en la herejía, en la heterodoxia, son estas facciones las que han tomado la parte reaccionaria de la reforma para seguir su propio camino. Y son estas facciones las que han abrazado todo tipo de enseñanzas ridículas, con tal de no tener nada que ver con Roma. El desprecio a la historia de la Iglesia, y la oportunidad a que cada quien valore la Reforma como mejor le parezca, ha permitido, que muchos grupos, pongan su foto de Lutero el 31 de Octubre, pero la de su “Profeta” Guillermo Maldonado el 1 de Noviembre.
 
 
3. Los Reformadores valoraban la tradición, los credos, la liturgia, los iconos, y mucho de aquello que pertenece a nuestra fe. Renegar de ello es abrir la invitación a que elaboremos nuevas liturgias, nuevos credos, nuevas creencias. Por eso, hay que ser precisos en decir que estas personas, no representan el espíritu de la Reforma, no tienen derecho a tomar prestado para sus intereses y no pueden seguir siendo tan radicales sin luego pagar la cara factura.
 
 
LOS OBJETIVOS.
 
Surge de entre el pensamiento, un grupo de personas que empiezan a ver el acontecimiento de Wittenberg con objetividad. Ellos saben que Lutero forma parte de la Historia, pero antes de Lutero estuvo Policarpo, Ireneo, Justino, Lombardo, Atanasio, Agustín, etc. Y que él se une a ese inmenso cumulo de personas sobre los cuales el Espíritu de Dios ha descansado. Aquellos que son objetivos, logran comprender, que el Lutero que escribió las 95 tesis, no es el mismo Lutero que está en Marburgo. Hay una transición en el, Uno puede distinguir en Lutero tres etapas que se van dando paulatinamente sin que al parecer él sea consciente de ello. Tenemos por ejemplo al monje agustino, prescrito en su claustro, maestro y doctor de teología, que polemiza y busca respuestas. Tenemos al reformador apasionado, que evoca la justicia y el amor a la verdad y a las Santas Escrituras, que pelea y promueve una renovación espiritual de la Iglesia. Pero tenemos al Lutero revolucionario, que persigue, manda matar, calumnia, maldice y se hace del poder haciendo todo lo que había criticado.
Los Reformadores (o más bien revolucionarios en su estado final) no comenzaron su “Reforma” con un plan para establecer iglesias separadas. Su objetivo era sencillamente reformar toda la iglesia latina. En esto fracasaron, pues en cuanto tuvieron el poder, hicieron todo aquello que juzgaron.
 
En su reciente artículo “Cómo falló la reforma”, Peter Leithart tiene razón al asumir que Lutero no tenía ninguna intención de conformar una Iglesia rival cuando publicó sus 95 tesis en la puerta de la iglesia del castillo. Es más, ni siquiera estaba en discusión el tema de la justificación, antes bien, solo se discutía una reforma moral y de poder que estaba ahogando la vida espiritual de los creyentes. Sin embargo, hay que señalar que en los tres años transcurridos entre Wittenberg (octubre de 1517) y la dieta de Worms (ene. 1521) Lutero había cambiado mucho y muchas cosas sucedieron que cambiarían para siempre el mundo, entre ellas, inventos tecnológicos, pretensiones políticas, ansias de poder, intenciones maliciosas, etcétera. Todas estas cosas (buenas y malas) encontraron voz en Lutero que fue el catalizador de ellas. Fue tanto el ardor de aquel momento que las 95 tesis de Lutero se extendieron por Alemania en dos semanas y en toda Europa ¡en dos meses! sin duda el terreno estaba listo para una Reforma.
 
La Reforma no debe ser simplistamente reducida a meras consideraciones teológicas. (Como lo hacen la mayoría de idealistas); la lujuria política por el poder y la independencia de los príncipes y soberanos fue una presencia creciente en todo el mundo socio-político de Europa en el momento que la Reforma estalló. En su excelente libro, roca y arena , el teólogo Josías Trenham sugiere que sin la cooperación de los príncipes Martín solo hubiese sido una llama que rápidamente se hubiese disipado. Sin duda, Martin era un Reformador, pero los príncipes eran revolucionarios que vieron en este hartazgo, la oportunidad de hacerse con el poder, y lo lograron. (Trenham, página 8)
 
 
HABLEMOS FUERA DE LA BURBUJA
 
Para poder comprender las implicaciones no solo teológicas, sino sociales de la Reforma, es necesario renunciar a las gafas idealistas que con tanta frecuencia nos impiden ver el registro de los hechos con objetividad y mesura. Hoy, a 500 años de aquel evento Europa sigue dividida, nunca se recuperó. La mayoría de las Iglesia protestantes han abrazado la teología liberal, han propuesto apertura a la homosexualidad, han ordenado obispos y obispas homosexuales, etc. Hoy, existen más de 30.000 denominaciones evangélicas, hijas del protestantismo, que sin pies ni cabeza surgen y desaparecen, con todo tipo de innovaciones, no solo teológicas, sino morales. La superstición ha creado cultura, y lo que hoy llamamos “evangélico” es en el mejor de los casos, comunidades heterodoxas, sin un entendimiento claro de lo que es la Iglesia, tan pronto como un calvinista se levante, se levantara un arminiano y cuando un cesacionista hable, lo hará un continuista. etc.
¿Por qué sucedió esto? Los reformadores eventualmente convirtieron sus considerables poderes retóricos no solo contra cada uno de ellos volviéndose enemigos teológicos, sino contra todo el cristianismo, sentando un cambio de paradigma sin precedentes, creando polos rígidos y tratando cada disputa como una guerra cósmica de luz y oscuridad, verdad y error. Los reformadores se convirtieron en revolucionarios.
 
Tan pronto como la Iglesia fue dividida, los Reformadores se vieron envuelto en varias controversias sobre cómo interpretar las Escrituras, la mayor de estas [controversias] tuvo lugar en el Coloquio de Marburgo en 1529. Esta reunión oficial fue diseñada para unificar las diferencias de los teólogos protestantes y crear una iglesia unificada, pero en su lugar sirvió para expresan las divisiones más profundas entre Lutero y el reformador suizo Ulrico Zwinglio en el tema de la eucaristía. Lutero pensó que su enseñanza sobre la consubstanciación era la clara enseñanza de la Escritura, y no podía entender por qué Zwinglio estaba siendo tan desobediente a la “clara enseñanza de la Escritura”. Aquella reunión termino con Lutero golpeando la mesa enojado y gritando “Hoc est corpus meum” (esto es mi cuerpo).
Este Coloquio quedará para la posteridad como la evidencia de que no puede existir una unidad dentro del protestantismo. La controversia eucarística reveló la mayor debilidad del protestantismo, su dogma “sola escritura”, y demostró el absurdo de cualquier dependencia de la razón para establecer doctrinas comunes. Después de esa reunión, Lutero se sintió profundamente triste, y Dijo: «Antes de tener contacto con los fanáticos, preferiría beber de la copa con el Papa”. Al final de sus días escribió:
 
«Los nobles, los citadinos, los campesinos, todos entienden el Evangelio mejor que San Pablo y yo; ellos ahora son sabios y se consideran más conocedores que todos los ministros.»Walch XIV, 1360 citado en el libro de O´Hare, ibíd., p. 209.
 
¡Por supuesto! No se podía hacer converger a nadie hacia ningún punto cardinal, todos ahora tenían el derecho de interpretar y usar su razón para llegar a conclusiones teológicas. Voltea a ver un momento a tú al derredor, más de 30.000 denominaciones, y todas diciendo que la Biblia es su guía. ¿No te preocupa esto?
Tiempo después, otros líderes protestantes como Karlstad, Zwinglio, Oecolampadius en Basilea y Bucer en Estrasburgo desautorizaron y reprobaron la enseñanza de Lutero sobre los sacramentos y el gobierno de la Iglesia. Tiempo después, los anabaptistas condenaban a Lutero y Zwinglio, y así sucesivamente. ¿Dónde está la realidad de la sola escritura y la perspicuidad de la Escritura si incluso aquellos vinculados por la facultad, la amistad, la política y la fe no pudieron ponerse de acuerdo sobre el significado del acto central de culto cristiano?
El fracaso en Marburgo se debe a la incapacidad del dogma sola escritura para generar una comprensión unificada de la interpretación de ella. Existen más de 69 confesiones y credos protestantes, y en alguna medida siguen haciendo lo mismo, el calvinista condena al arminiano (sino de Dort) el arminiano condena al calvinista, surgen entonces los amyraldianos, y luego los molinistas, y entre ellos surgen pentecostales calvinistas, y reformados bautistas. etc., etc.
CONCLUSION
Lutero tenía razón, debemos reformar la Iglesia, con humildad, con un corazón ardiente y sencillo debemos promover una renovación espiritual, y esto debe empezar aborreciendo el cisma de las más de 30.000 denominaciones, debemos rechazar ese legado y empezar desde cero creando vínculos sinceros con la historia y con todo lo bueno de ella.
Señor ten piedad de nosotros, no inculpes a tu heredad el pecado de nuestros padres.
Anuncios

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. David Francisco dice:

    saludos y paz en Cristo:

    Amado hermano y pastor, puedo entender todos los defectos de la reforma, y puedo entender mejor los defectos de la reforma radical que evidentemente es un invento de una religión seudocristinana, pero de ninguna manera puedo aceptar la exculpacion que el comentario pretende otorgar a la iglesia de Roma en todo estos acontecimientos, Lutero nunca abandono la iglesia, sino que el fue excomulgado, lo fue también la Iglesia de Inglaterra, ademas la iglesia que empezó con las invenciones, también la fue Roma, iniciando con el filioque, pasando por el purgatorio, la asunción, la simonía, la comunión en una sola especie, las indulgencias y una sarta de invenciones sin fin que dieron al traste con la unidad cristiana. Es cierto que la atomizacion evangélica a triplicado todos estos inventos, pero el germen de la culpa inicial nació en Roma, y ella nunca se ha arrepentido de tales perversiones doctrinales. Pienso que los romanistas desean reescribir la historia, y han planteado que los únicos que tenian ansias de poder eran los otros, en cambio ellos se pintan como que han sido siempre unos desprendidos y santos varones. NO NOS LLAMEMOS A ENGAÑOS. Pienso que si deseamos sinceramente buscar los pasos de la unidad cristiana, debemos de deponer el orgullo, y admitir nuestros errores, no solo los de un lado, sino los de todo el mundo, solo así podremos volver a la iglesia indivisa como lo era antes del 1052.
    sinceramente suyo
    Un Metodista desde Santo Domingo

    Me gusta

  2. David Francisco dice:

    El problema con Edgar es que al parecer solo puede ver tinieblas y oscuridad entre los reformadores, y pureza, santidad y tolerancia entre los inquisidores de Roma. Soy Metodista y un furibundo ecumenista, pero tengo que seguir diciendo como decía Wesley: ¡pensemos y dejemos pensar¡.
    Solo Dios conoce a fondo los beneficios que la reforma a traído a la historia de la humanidad. Voy mas lejos, sospecho que si la misma no hubiera tenido efecto, a pesar de todos sus errores; los musulmanes nos hubieran ganado la guerra tecnológica y hubieran conquistado e islamizado totalmente a occidente, hubieran barrido con la civilización occidental, del cristianismo apenas hubiera memoria, retrotrayendo a nuestra cultura al estado de atraso que permanecía en el medioevo Romano-Ortodoxo. Se que es solo una teoría muy particular, pero realmente pienso que si no hubiera sido por la reforma, la civilización occidental hubiera colapsado. Dios provoco este mal para traernos un bien mayor.

    Un metodista desde Santo Domingo

    Me gusta

    1. Pacheco dice:

      Mi perspectiva es totalmente contra la “idealización” de la Reforma, porque al desmitificar la idealización, se abonará al terreno de la objetividad, tan necesario para el cristiano latino, que es totalmente “anti-catolico”. Aunque algunas personas pueden interpretarlo así justo como acabas de describirlo, vale la pena arriesgarse y seguir intentado moldear una perspectiva más sana en cuanto a los acontecimientos del Siglo XVI.

      Roma no es el santo de mi devoción. Podrás encontrar en mis páginas de Facebook, algunas predicaciones “duras” si se puede decir de alguna manera, contra la parafernalia idolatría de la verbena popular romana, contra la estructura papal, y la mariologia. Pero ya hay predicadores que contribuyen a anunciar esos tópicos. En mi caso, estoy intentando conciliar dos áreas que parecen irreconciliables en aras, de abonar a la siguiente generación de metodistas. Mi interés es que desarrollemos una cada vez mayor “cultura del debate” (casi nula en América Latina) y nos sirva para crecer espiritualmente en promover la paz.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s